5 razones para empezar a coleccionar obra gráfica

Andy Warhol , Arte , Arte contemporáneo , Arte moderno , Coleccionismo , compra-venta de arte , comprar obra gráfica , grabado , litografía , Obra gráfica , Picasso , serigrafía , Tàpies

Comprar obra gráfica es una gran opción tanto si estás iniciando tu camino en el mundo de la compra-venta de arte como si deseas incorporar una nueva pieza a tu propia colección. La oferta de litografías, grabados o serigrafías es amplia y diversa, y es posible hallar interesantes creaciones a precios asequibles, incluso de pintores tan reconocidos como Pablo Picasso, Salvador Dalí, Andy Warhol o Antoni Tàpies.

¿Necesitas más razones para convencerte? Sigue leyendo.

Precios accesibles

Si bien el precio de la obra gráfica acostumbra a ser claramente inferior al de los originales sobre sobre tela o tabla, no se debe olvidar que el factor que determina el precio de una obra es su demanda, por lo que es posible encontrar una amplia horquilla de precios, pudiendo llegar a ser más caras algunas litografías que algunos lienzos. Todo depende de la pieza, de sus circunstancias de creación y de la valoración del pintor.

En cuanto a la obra gráfica, algunos de los factores más relevantes a la hora de definir su precio, además de los típicos para cualquier obra de arte, son el número de ejemplares de los que consta la serie; la técnica empleada, sea grabado, litografía o serigrafía; las dimensiones de la obra y  si está firmada, fechada y numerada sobre plancha o a mano por el propio artista. También se valoran otro tipo de aportaciones personales del pintor, como las modificaciones añadidas a posteriori.

Como es lógico, las obras más económicas serán aquellas pertenecientes a series más amplias, de miles de ejemplares, mientras que para tiradas pequeñas (series de decenas o centenares de ejemplares) los precios suelen ser más elevados. Además, el nivel de intervención del artista en el proceso de reproducción de la obra gráfica, también influye positivamente en la valoración de la pieza.

No hace falta ser millonario para tener un Picasso, un Dalí, un Tàpies o un Miró

Tanto si eres un amante del arte, como si tienes una pequeña colección o estás pensando en empezar una, seguramente hayas fantaseado alguna vez con comprar obras de pintores famosos, como Salvador Dalí, Pablo Picasso, Antoni Tàpies o Joan Miró. Como sabrás, los cuadros de pintores tan cotizados alcanzan cifras astronómicas en las subastas por lo que, para la amplia mayoría de bolsillos, contar con un lienzo de alguno de estos artistas es simplemente eso, una dulce fantasía.

Sin embargo, aunque es obvio que obras como El Guernica de Picasso o la Desintegración de la Memoria de Dalí se escapan irremediablemente de nuestro alcance, gracias a la numerosa obra gráfica que dejaron estos maestros de la pintura es posible hallar numerosas litografías originales a buen precio, como este Boceto del Guernica o esta litografía de la Desintegración de la Memoria.

También puede que te guste tener en tu colección una pieza tan iconográfica como la legendaria Sopa Campbell’s, de Andy Warhol. Entra aquí y conoce todas las serigrafías del rey del pop art que tenemos en subasta.

Conseguir piezas peculiares y exclusivas

Además de poder encontrar obras emblemáticas del arte universal a precios accesibles, la obra gráfica es muy variada, así como sus técnicas y procedimientos, por lo que también es posible encontrar piezas realmente singulares.

Muchos artistas trabajan personalmente cada una de las piezas que componen sus series de obra gráfica, ya no solo para firmar, fechar y numerar la lámina, sino que en ocasiones pueden también añadir detalles o modificaciones mediante la incorporación de técnicas aplicadas a posteriori de la impresión, dando lugar así a piezas totalmente únicas e irrepetibles que podrán constituir, sin lugar a duda, una interesante pieza de tu colección.

Si te consideras una persona curiosa, seguramente disfrutarás descubriendo y coleccionando obra gráfica con peculiaridades concretas que te agraden: obras pintadas después de la impresión, collages… Es más, en el caso de que estés pensando en empezar tu primera colección, este sería uno de los enfoques posibles y, desde luego, podría resultar en una selección personal de lo más interesante. ¿Te animas a crear una colección única?

Diversidad de técnicas entre las que poder elegir

Más de una vez insistimos en que iniciarse en el mundo del coleccionismo de arte comprando obra gráfica es una opción más que recomendable, aunque no solo por la posibilidad de hallar piezas exclusivas y cuadros de grandes pintores a precios accesibles.

Si estás empezando tu colección, deberás saber que la obra gráfica te ofrece un gran abanico de posibilidades en cuanto a técnicas: la litografía, la serigrafía, el grabado… por lo que si decides profundizar en el mundo del arte gráfico podrás optar por diversos enfoques para tu colección.

Puedes especializarte únicamente en una técnica y crear una colección exclusiva de litografías, por ejemplo; o centrarte en obra sobre papel de un determinado autor, o de una determinada corriente. Encontrarás numerosas piezas interesantes tanto de pintores consagrados como de otros pintores modernos y contemporáneos, por lo que podrías explorar miles de posibilidades, tanto temáticas como estilísticas o cronológicas. Si estás empezando a pergeñar en tu cabeza cómo será tu primera colección, puedes leer el post Requisitos para iniciarse en el coleccionismo de arte, donde te damos algunos consejos para que comiences a infundir vida a tu selección personal de obras.

Abundancia de catálogos razonados de obra gráfica

Documentarse para comprar obra gráfica o cualquier otro tipo de pieza artística es un proceso intenso y que, debido a la ingente cantidad de información disponible, puede llegar a abrumar incluso al coleccionista más interesado.

Un simple vistazo en internet depara una infinidad de obras a subasta, artistas, corrientes, estilos… por lo que en ocasiones puede resultar complicado saber incluso por dónde empezar. Es por ello que resulta de vital importancia definir claramente el enfoque de tu colección.

Si estás interesado en coleccionar obra gráfica, este proceso podrá resultar algo más sencillo, puesto que muchos artistas cuentan con su propio catálogo razonado de obra gráfica, documentos en los que suelen exhibirse las principales obras de del artista, o, por lo menos, las obras disponibles para su venta.

Los catálogos razonados de obra gráfica te permitirán conocer en profundidad la producción artística del pintor, puesto que contienen y estructuran datos tan importantes como la fecha concreta de creación, las técnicas empleadas, el título o referencia de la obra y, en algunos casos, también pueden incluir un breve comentario o reseña sobre la propia obra, así como otros hechos relevantes, tales como premios que ha recibido, exposiciones en las que ha sido mostrada o aclaraciones del propio autor sobre su sentido o filosofía.

Te servirán para orientarte en tu proceso de estudio y búsqueda y, posteriormente, podrás utilizarlos también para corroborar que las obras que hayas adquirido se correspondan con lo especificado en el catálogo razonado de obra gráfica. También podrán ser una herramienta útil para ayudarte a organizar tu colección.

Esperamos que tras leer este post hayas recuperado esa antigua fantasía de tener un Picasso presidiendo el salón de tu casa. Regístrate aquí y accede a nuestras subastas de arte online para descubrir todas las piezas de obra gráfica por las que puedes empezar a  pujar: Salvador Dalí, Antoni Tàpies, Andy Warhol, Marc Chagall… estamos seguros de que te costará decidirte por cuál será el elegido para incorporarse a tu colección personal.

Eva VilarC.